Crítica: 'Terminator: Dark Fate' – La secuela que debió ser desde un principio | TierraGamer Crítica: 'Terminator: Dark Fate' – La secuela que debió ser desde un principio | TierraGamer

Cine

Crítica: ‘Terminator: Dark Fate’ – La secuela que debió ser desde un principio

By  | 

Terminator: Dark Fate es la secuela que debió llegar desde un principio

Terminator es una de las sagas que logró marcar a toda una generación de fans, y resulta increíble que a más de 30 años de su estreno siga impactando de forma significativa, incluso a nuevas generaciones.

En este tiempo se han lanzado cuatro secuelas; sin embargo, solo las dos primeras cintas fueron del agrado completo de los fans.

Esta semana llegará a los cines Terminator: Dark Fate, una cinta que se olvida de las últimas tres películas para darnos la continuación que los fans debieron tener desde un principio.

Un futuro que sí cambió

Una de las cosas que a muchos seguidores no les gusto sobre Terminator 3 es que había quedado la sensación de que todos los sacrificios no habían servido para nada, ya que Skynet seguía existiendo.

Dark Fate cambia completamente la línea temporal establecida hasta la fecha y nos sitúa unos años después de la segunda película, donde vemos a Sarah Connor disfrutando de la «paz» que su batalla había traído al mundo.

En este futuro Skynet ha sido totalmente destruida; sin embargo, el desarrollo de una nueva inteligencia artificial da origen a un nuevo enemigo incluso más peligroso que su antecesor.

Esta vez la misión no será proteger a John Connor, sino a una chica mexicana llamada Daniela, quien lleva consigo la última esperanza de salvar a la humanidad.

Terminator-Daniela-Reyes

La principal amenaza radica en un nuevo exterminador modelo Rev 9 que posee muchas mejoras, como la capacidad de separarse en dos seres aprovechando un metal líquido y un exoesqueleto sólido, así que las cosas no serán sencillas.

En lugar de mandar a otro T-800 con el rostro de Arnold Schwarzenegger, la resistencia humana envía a una súper soldado de nombre Grace, quien se convertirá en la protectora de Dani.

El enemigo resulta ser tan poderoso que la mismísima Sarah Connor debe unirse a la misión, guiada por la influencia de un misterioso informante.

Una historia simple, pero efectiva

Terminator: Dark Fate da un giro completo al que nos tenía acostumbrados, pues esta vez el protagonismo cae en roles femeninos que muchos podrían considerar un cliché, aunque se desenvuelven de manera natural.

Una de las cosas que nos encantó es que nos devolvió ese sentimiento de persecución que surge al enfrentar a un enemigo prácticamente indestructible, el cual es capaz de encontrar a su objetivo sin importar en el lugar donde se encuentre.

La trama recupera la esencia que vimos en los 90, es decir, la historia de una chica cuya única opción es huir hasta que encuentran una forma de eliminar al rival, por supuesto, con episodios de acción que solo logran hacer un poco más lento su avance.

El ritmo de la narración se desarrolla de una forma efectiva, llevándonos de la sorpresa al drama e incluso a la risa en ciertos momentos.

Los fans de las primeras dos películas podrán detectar varios guiños que apelan a la nostalgia, pues hacen referencia directa a la obra original.

Schwarzenegger cambia toda la experiencia

Por supuesto que la presencia de Arnold Schwarzenegger no podía faltar, y aunque no te mencionaremos las circunstancias espacio-temporales en las cuales aparece, sí podemos asegurarte que cambia completamente la película.

Si has seguido su papel como Terminator vendrán a tu mente grandes recuerdos y hasta momentos de sorpresa que valen mucho la pena.

Te sugerimos ir con la playera de fan súper puesta, ya que su actuación cumplirá de forma satisfactoria tus expectativas.

Un buen regreso a la franquicia

Terminator: Dark Fate brinda una experiencia entretenida sin llegar a a ser una obra maestra, pero nos deja con la sensación de que esta debió ser la secuela directa a la segunda cinta.

El papel de Sarah Connor es tal y como lo hubiéramos esperado después de sufrir tantos traumas, y la aparición de los nuevos personajes es bien llevada en general.

Lo que nos causó mucho conflicto es la visión sobre México, y no porque se le falte el respeto, sino porque crean una imagen completamente irreal geográficamente hablando.

En ciertas escenas verás cómo la Ciudad de México se transforma inexplicablemente en una zona árida, dando la sensación de que en todo momento nos encontramos en el norte del país, pero en fin, suponemos que es la imagen que el público norteamericano conoce.

Los fans de Terminator quedarán satisfechos con esta nueva entrega, y sobre todo, recibirán una buena dosis de nostalgia.

Te recomendamos:

Facebook Comments

Sobreviviente de las arcades más peligrosas, con más de 20 años de experiencia en el mundo gamer... y contando.