Reseña: ‘Dangerous Driving’ – Un crudo, pero divertido sucesor de Burnout | TierraGamer Reseña: ‘Dangerous Driving’ – Un crudo, pero divertido sucesor de Burnout | TierraGamer

Reseñas

Reseña: ‘Dangerous Driving’ – Un crudo, pero divertido sucesor de Burnout

By  | 

Dangerous Driving te recompensa por manejar de forma agresiva como ningún otro título lo hace ahora

Si vives en una ciudad repleta de tránsito donde tienes que manejar todos los días y tu estrés avanza más rápido que tu coche, encontrarás un placer extra al estar jugando títulos como Dangerous Driving.

Este no es un juego de carreras común: entre más agresivo seas (y elimines a tus competidores por medio de choques), podrás llegar más rápido a la meta, gracias a que te recompensan con Boost.

Esta mecánica ofrece un divertido balance entre peligro y recompensa; pues por ejemplo, recibirás Boost si manejas en sentido contrario, pero quizá no valga la pena arriesgarte tanto y perder más de 5 segundos en reaparecer si chocas.

La trayectoria de Three Fields Entertainment

Si jugaste Burnout, sin duda la descripción anterior te recordará a esta legendaria serie de Carreras que basaba su diversión en aparatosos choques.

Esto es precisamente porque el equipo de Three Fields Entertainment, desarrolladores de este juego, trabajaron en la serie de Burnout en el estudio Criterion.

Burnout fue mejorando entrega tras entrega, pero tras ver que EA ya no estaba tan interesado en continuar esta franquicia después de que el 80% del equipo se movió para el estudio Ghost, se salieron y crearon Three Fields Entertainment.

Lo mejor de Burnout

En Dangerous Driving hallarás varios modos por los que Burnout se hizo famoso, tales como Elimination (en cada vuelta el último lugar será eliminado), Race, Face Off (1 vs 1), GP, Shakedown (time trial) y Road Rage (eliminar tantos adversarios como puedas).

Además de tres modalidades nuevas que le sientan muy bien:

Survival: Un evento para un solo jugador donde debe recorrer la mayor distancia sin chocar. La cuenta regresiva le adiciona estrés.

Pursuit: Una modalidad que nos recuerda mucho a Need for Speed: Hot Pursuit, videojuego en el que también trabajó Criterion. Aquí el jugador tomará el lugar de la policía, quien debe chocar constantemente con objetivos específicos durante una persecución antes de que se escapen los maleantes.

Heatwave: Aquí se desactivan los Takedowns (eliminar al contrincante) y todo se basa en tener la suficiente habilidad para mantener el botón de boost sin chocar: pues esto te dará tantos combos que podría ser que nunca se te termine el boost.

A diferencia de Burnout, los autos chocados de Dangerous Driving se quedarán sobre la pista, haciendo cada vuelta más retadora que la anterior. ¡Esquívalos!

A pesar de tantas modalidades que te pondrán a prueba en la campaña, Dangerous Driving tiene poco contenido:

Por ejemplo, se siente la ausencia de Crash, aquella modalidad que se sentía más como un puzzle que un juego de carreras: con un solo vehículo, crea el mayor caos provocando una carambola en cruces congestionados.

Además, no hay tantos autos disponibles y hay pocas pistas. La campaña no es precisamente larga y, por ahora, no hay modalidad en línea. Esta se adicionará en una actualización futura.

Aunque por 30 dólares por la edición digital tampoco nos podemos quejar.

Como Burnout, pero indie

Three Fields Entertainment tiene el empuje y el conocimiento, pero no el presupuesto con el que contaban cuando estaban en EA. Es decir, Dangerous Driving es bueno, pero no lo compares con súper producciones como los últimos títulos de Burnout.

Three Fields se compone por 7 desarrolladores, nada que ver con los más de 90 que hicieron los últimos juegos de la franquicia de Criterion.

Esto no solo se nota en la cantidad de contenido, también en los detalles del juego.

Por ejemplo, el diseño de los menús y el HUB son demasiado sencillos y, gráficamente se ve como de la generación pasada. Hay bugs por aquí y por allá.

Las licencias aquí son un lujo innecesario: ningún auto cuenta con licencia y solo hay una canción en todo el juego.

Para arreglar esto, se adicionó la compatibilidad con Spotify. Si lo ligas a tu cuenta, podrás escuchar tus propias canciones y setlists sin que el estudio haga fuertes gastos en licencias de música, pero si no lo utilizas, este será un juego muy silencioso.

————————–

Dangerous Driving tiene un diseño crudo, contenido limitado, jugabilidad sin pulir y caídas de framerate, sin embargo una vez que olvidas todos estos detalles, es muy divertido y te hace recordar por qué Burnout fue una serie tan buena.

Dangerous Driving ya está disponible en PC, PS4 y Xbox One.

Facebook Comments

Dangerous Driving

$30 dólares
7.3

Jugabilidad

8.0/10

Diversión

9.0/10

Gráficas

6.0/10

Sonido

6.0/10

Positivo

  • ¡Burnout regresa!... Más o menos
  • Puede ser muy divertido
  • Solo cuesta 30 dólares

Negativo

  • Los menús necesitan trabajo gráfico y de accesibilidad
  • Solo hay una canción de licencia en todo el juego
  • Gráficamente se ve de la generación pasada

Mi cuerpo se compone de videojuegos, cine y taquitos.